Un Lean-Tonic por favor.

keep-calm-and-drink-lean-tonic-1Los beneficios del paracetamol están sobradamente demostrados y sin embargo no lo  tomamos cada día, sólo cuando lo necesitamos.

El destornillador eléctrico nos saca rápidamente de muchos apuros y sin embargo no vamos a todos los sitios con uno.

El bocadillo se puede hacer de cualquier cosa y sin embargo no nos hacemos bocadillos de lentejas.

Por las mismas razones, Osenseis recomienda aplicar Lean sólo cuando tengamos un problema leve o moderado de organización.

¿Y si no tenemos ningún problema y queremos aplicar Lean?.

En ese caso tenemos dos recomendaciones que hacerte:

  1. Aplica el consejo 20 de Osenseis: … Ir pa ná es tontería.
  2. Tómate un Lean-Tonic. Te ayudará a calmar tus ansias de aplicar Lean a situaciones que no lo requieren.

Clean & Lean-Tonic (para 1-2 personas)

½ bulbo de hinojo picado
½ pomelo pelado
1 cucharada de menta fresca picada
2 tazas de agua, agua de coco, o leche de nueces, a su elección
1 dátil sin semilla (opcional)
Una pizca de sal marina
½ aguacate pelado

Mezcla todos los ingredientes excepto el aguacate hasta que quede suave. Añade el aguacate y mezcla hasta que esté cremoso. Sirve muy frío.

En esta web puedes encontrar la receta original del Clean & Lean Tonic.

Os animamos a que probéis el Lean-Tonic y nos contéis si provoca efectos similares a los del video:

[youtube http://www.youtube.com/watch?v=qAYgHsJN8k0]

 

Gracias a los amigos del MBA executive de la Cámara de Comercio de Valladolid por ser geniales y por hablarnos del Lean-Tonic. Nosotros que sólo hemos hecho el MBA de infantil no lo conocíamos. Esta entrada va por vosotros.

Consejo lean:

No se puede (ni debe) solucionar lo que no es un problema.

Si quieres saber más, consulta en el glosario de términos Lean-Tonic.

A cuchilladas.
Metiendo Pop-Lean en la mochila.